10 ‘tips’ de seguridad para proteger los hogares de robos durante el verano

10 ‘tips’ de seguridad para proteger los hogares de robos durante el verano

  1. Extremar la prudencia: es recomendable ser precavidos. Estar atentos al entorno de la vivienda los días previos a marcharse de vacaciones evitará que los ladrones vigilen para descubrir hábitos y costumbres.
  2. No dejar las ventanas abiertas: es muy importante comprobar que todos los accesos de la vivienda están completamente cerrados antes de salir de viaje.
  3. Revisar el estado de cerraduras: las cerraduras de ventanas y puertas suelen deteriorarse con el tiempo. Realizar una revisión de las mismas reforzará la seguridad del hogar durante la ausencia estival.
  4. No publicar sobre las vacaciones en redes sociales evitará dar pistas sobre desplazamientos a los posibles ladrones.
  5. Desactivar la geolocalización de dispositivos y aplicaciones móviles
  6. No dejar objetos de valor a la vista desde el exterior de la casa refuerza la seguridad de la misma ya que un artículo de alto coste visible desde fuera de la vivienda puede aumentar la tentación de los cacos.
  7. Asegurar la iluminación de exteriores durante la noche: contar con algún punto de luz externa reduce el riesgo de robo.
  8. Dejar un aspecto de vivienda habitada durante la ausencia, como alguna persiana subida o pedir a un vecino que recoja el correo del buzón.
  9. Desconectar el contestador automático: un teléfono que no deja de sonar, es sinónimo de que no hay nadie en la vivienda.
  10. No olvidar conectar el sistema de alarma o vídeovigilancia durante las vacaciones si se cuenta con uno, o pedir a un familiar o amigo que visite la vivienda para comprobar que todo está en orden.

 

casa verano alarma