Pasos a seguir para la instalación de una alarma

Pasos a seguir para la instalación de una alarma

Ya ha empezado el verano y, con el calor, las grandes ciudades empiezan a perder población, que traslada su residencia habitual a sus casas de veraneo. Por eso, y porque los ladrones no son ajenos a esta realidad –más bien se aprovechan de ella–, es un buen momento para tomar en consideración la instalación de una alarma de seguridad para proteger tu casa o negocio y, de este modo, evitar posibles intrusiones y robos.

Debes saber que hay unos pasos a seguir, desde el estudio hasta su instalación. Lo primero de todo es realizar un análisis de seguridad sobre el inmueble que se desea proteger. Para ello, un especialista se traslada a tu vivienda o negocio y dependiendo de sus características, su situación, tamaño, riesgos, personas a proteger, etc. te aconsejará sobre instalar ciertos dispositivos para que la protección del inmueble sea completa. Algunas empresas de seguridad, como es Securitas Direct, también te ofrecen este servicio a través de su página web, de tal manera que con un cuestionario breve acerca de las características de tu vivienda o negocio puedes saber y calcular cuál es el precio del sistema a instalar.

El kit básico para la instalación de una alarma contiene una sirena, carteles informativos para colocar en los exteriores del inmueble -y que tienen como función disuadir al intruso-, un panel de control y los sensores necesarios, tanto interiores como exteriores, para garantizar una seguridad completa. El panel de control es el dispositivo por el que se comunican todos los elementos del sistema para así, comprobar permanentemente la conexión de todos ellos, y además con él puedes comunicarte con la Central Receptora de Alarmas. Desde aquí, los gestores de seguridad reciben todos los saltos de alarma y se gestionan las incidencias y emergencias que pueda haber. Este Kit es lo mínimo que puede tener tu inmueble. A partir de aquí, hay otros elementos que te ofrecen una protección extra. Algunos de ellos son los que ofrecen seguridad frente a otras incidencias, como inundaciones o incendios.

Una vez decidido el equipo necesario para tu protección, de acuerdo a los consejos del experto en seguridad y tras la aprobación del presupuesto gratuito, la instalación de la alarma es muy rápida y sencilla porque no requiere obras. Todos los elementos del sistema se comunican de manera inalámbrica, lo que facilita su colocación en pocas horas y su posterior traslado dependiendo de las necesidades que tengas.

Por último, el especialista que valora la instalación de la alarma te asesorará sobre la configuración óptima de los diferentes dispositivos y te explicará su funcionamiento y características. Son muy intuitivos, por lo que es posible que todos los miembros de la familia puedan utilizarlos. Aquí tienes un vídeo sobre elñ proceso de instalación de una alarma: