Redes sociales: robos y secuestros

Redes sociales: robos y secuestros

Desde México llegan estudios y rumores de cómo las redes sociales han aumentado la delicuencia, robos y secuestros. No está clara la proporción en que todo esto ha aumentado frente a antes de existir las redes sociales (¿existía el mundo antes de Facebook?), muchos acusan al sensacionalismo, mientras otros señalan con el dedo la falta de privacidad de todas las redes.
La verdad es que, pensándolo un poco, desde el momento en que existen redes sociales que te geolocalizan, y otras en las que la gente te puede ‘seguir’ sin que tú aceptes o confirmes nada, se puede acceder a bastante de TU información en internet.
El Defensor del Menor de la Comunidad de Madrid desarrolló esta campaña que advertía de la poca privacidad de imágenes en internet.

Tal vez sea exagerar, tal vez sea un poco de precaución para que los adolescentes se muevan con cabeza por internet. Lo que es evidente es que toda la información que colocamos en internet es responsabilidad propia, como lo es el nivel de privacidad que queramos darle a blogs, perfiles, fotoblogs, etc., pero nunca podemos saber si algún amigo usará nuestras fotos en otra cosa, si quedarán desprotegidas, nunca podemos estar seguros de todos los «amigos» que tenemos, porque ¿quién no tiene un «amigo» en las redes que no sabe quién es?
La conclusión, que desde este blog podemos daros, es que tengáis cuidado con la información que compartís y que os abstengáis de comunicar cuándo viajáis, dónde vivís exactamente, si vuestra casa se queda vacía o si estáis fuera un mes.
Hay mucho que compartir en internet, pero no tienen que ser vuestras pertenencias.